Las estrellas se adueñan de los accesorios y les brindan un brillo especial.